Translate

domingo, 8 de junio de 2014

CAMINAR CON BASTONES NO ES UNA CUESTIÓN DE EDAD

Nada más lejos de la realidad:  caminar o correr con bastones no es sinónimo de personas con problemas físicos o mayores. Por fortuna, hoy día su uso se está extendiendo, siendo reconocido por personas aficionadas al deporte y amantes de los deportes en la naturaleza.  

Caminar con bastones de nordic walking o trekking, no es la "moto" que nos quieren vender desde diversos ámbitos, aunque lo fácil es hablar mucho y caminar poco. La marcha nórdica empieza a denotar y transmitir síntomas de aburrimiento. Dicho de otra: no es lo que venden en estos aburridos y monosilábicos cursos, talleres o jornadas, en los que siempre asociación los beneficios que aporta caminar en nordic walking a diversas patologías, como también repiten y repiten los mismos movimientos, estiramientos y juegos con los bastones. 

El Nordic Walking, es mucho más divertido y simple. Es invertir cada día en vosotros mismos. En vuestra salud física, porque realizáis una actividad física como otra cualquiera,  y en vuestra salud emocional porque es muy simple y divertido. No se necesita mucho más. Ni repetir movimientos hasta la saciedad  ni realizar ejercicios extraños con los bastones. El nordic walking es un deporte muy completo como lo es caminar sin bastones, correr, nadar, montar en bicicleta, realizar pilates, etc...os puede proporcionar muchas satisfacciones a nivel deportivo y competitivo.  Sus  diversas variantes son cada día un gran aliciente para iniciarse en este deporte, una muestra de ello son las marchas y carreras por montaña en las que el corredor o marchador con bastones en algunas pruebas,  ya iguala a los que no los llevan. Son estas variantes populares las que salvaran la marcha nórdica de quedar etiquetada como una actividad física para gente mayor o con problemas de salud
Correr con bastones o no, es una elección muy personal, pero está comprobado científicamente que, correr con bastones aporta innumerables beneficios. Hacerlo con los bastones de "nordic walking" aplicando adecuadamente la técnica los beneficios se multiplican por cien. 

Nordic Walking es un excelente entrenamiento complementario, ya que pondremos en activo aquellos grupos musculares que no se utilizan cuando corremos (tronco superior), descargaremos sustancialmente la carga del  tren inferior, trabajando los tres componentes claves del estado físico: la fuerza, la potencia y la resistencia muscular, lo que nos llevara sin lugar a dudas a mejorar  la capacidad (resistencia) aeróbica. Para cualquier corredor, bien sea de asfalto, pista o montaña, realizar rodajes, fartlek (cambios de ritmo) o series, mejorara nuestro fondo y aumentara la resistencia muscular. Los “skippings” o saltos con desplazamiento hacia adelante o lateral son un excelente ejercicio de fortalecimiento del tren inferior donde la musculatura extensora del tobillo (gemelos y soleos) y la flexora de la cadera (psoas ilíaco y cuadriceps) trabajan con gran intensidad. Además a  nivel de coordinación este ejercicio incide en la armonización del impulso con la elevación de la pierna libre y con el movimiento de los brazos apoyándose e impulsándose sobre el bastón convirtiéndose en un ejercicio muy eficaz.  

No lo olvidéis que si optais por la opción de correr con bastones: no es cuestión de edad sino de buena estrategia con la que conseguir tus objetivos y retos....